lunes, 19 de abril de 2010

Palabra de Chesterton (X)

Sobre María Estuardo: Poetisa amiga de poetas, fue una ferviente católica y una gran dama del Renacimiento que se interesó por el conocimiento y las artes. Poseía, al igual que todos los príncipes y princesas de la época, un inevitable sentido de la proximidad de la muerte, la traición y la violencia que ningún farsante moderno posee -pues esta clase de farsante es en parte fruto de la seguridad- y, en consecuencia, poesía algo de elocuencia, reto y desafío que fue la trompeta de los antiguos reyes. La época victoriana nada sabía de ese lujo al borde de la destrucción, y no eran la excepción los grandes novelistas victorianos.

Extraído de Lectura y locura, págs. 242-243, artículo Contradiciendo a Thackeray, 2008, Ediciones Espuela de Plata.

No hay comentarios: